Expo92.es: Web para una exposición universal

Han pasado

00años

00meses

00días

00:00:00 horas

Esta imagen es muy curiosa, se trata del que iba a ser pabellon del corte ingles pero se desmontó antes de la exposición. Pabellones y Edificios

Noticias

Muere en Madrid Jacinto Pellón, el ingeniero de la Expo del 92

Diario de Sevilla | Jueves, 01 de Enero de 1970, 00:00:00

El ex consejero delegado y presidente de la sociedad estatal de la Exposición Universal de Sevilla de 1992 falleció ayer víctima de un infarto

ingeniero. El ex presidente de
la Expo 92, Jacinto Pellón, en una
imagen de archivo.

El ingeniero Jacinto Pellón Díaz, que fue sucesivamente consejero y presidente de la Sociedad Estatal Expo 92, falleció ayer en Madrid como consecuencia del infarto que sufrió el lunes. Vecino de la urbanización madrileña de la Moraleja, estaba casado y tenía cuatro hijos. Tras su gestión al frente de la Muestra Universal se dedicó al asesoramiento de empresas en México –donde trabajó para la organización de una exposición de temática naval– y en Brasil. En los últimos meses estuvo centrado en el asesoramiento a Turquía con vistas a la organización de una exposición universal. De hecho, Pellón visitó la Isla de la Cartuja y se entrevistó con directivos de Agesa esta primavera para explicarle en directo la experiencia sevillana a una delegación de dicho país.

El Gobierno andaluz concedió a Pellón la medalla de oro de Andalucía por decreto de febrero de 1992 al considerar que la Exposición de 1992 "es y continuará siendo motor de grandes transformaciones para Andalucía que redundan en beneficio de las condiciones de vida de todos los andaluces. Una empresa de tal trascendencia necesita de personas como Jacinto Pellón", del que la Junta, además, destacó con tal motivo su "experiencia, sus conocimientos profesionales, su capacidad organizativa y su absoluta entrega en el trabajo". Por todos estos motivos, el Gobierno andaluz creyó suficientemente demostrado que en Pellón concurrían méritos como para recibir la distinción. Pellón, doctor ingeniero de Caminos, Canales y Puertos, protagonizó una de sus últimas apariciones públicas en octubre de 2005 en Zaragoza en una conferencia enmarcada en la próxima celebración de la Exposición Internacional de 2008. En esta intervención –donde esbozó su ideario sobre la Expo– quien fuera máximo responsable de la organización de Sevilla 1992 vaticinó que la capital maña "bebería" de la experiencia de la capital andaluza. Se mostró convencido de que la imagen de un acontecimiento de estas características "es la que transmiten los medios de comunicación locales". En su exposición, Pellón apuntó que la Expo la hacen los participantes, que el objeto principal no debe ser la ganancia económica, que no se deben soportar los costes ajenos (puso el ejemplo de que el Ministerio de Fomento debe pagar los nuevos puentes), que la organización debe poner límites al afán de pasar a la posteridad de los creadores (ingenieros, arquitectos) y que el uso posterior sea "reposado y meditado". Los objetivos que marcó para la edición de Zaragoza 2008 son la modernización de las infraestructuras regionales y de las ciudades implicadas, el número de visitas y tener listo a tiempo el balance económico. Pellón recordó entonces que durante la Expo de Sevilla hubo una gran eclosión de actividad y de visitas y que al día siguiente se produjeron 32.000 despidos, una resca que coincidió con una crisis económica. Sus problemas con el Tribunal de Cuentas por supuestas irregularidades en el pago de salarios extra derivaron en declaraciones políticas de todo tipo. El presidente de la Junta de Extremadura pidió en junio de 2003 que Pellón fuera "canonizado" al salir absuelto de la investigación del juez Garzón. El alcalde de la ciudad, Alfredo Sánchez Monteseirín, aseguró con tal motivo que "Sevilla le debe mucho a Pellón, me interesa mucho remarcar esto y hacerlo precisamente hoy, el día que se ha puesto fin a la injusticia de un proceso con el que se quería poner en solfa todo lo que aquí se hizo".

Volver a noticias